Quien busque infinito, que cierre los ojos

MARATÓN DE MÁLAGA ( el 39 maratón de Tomás Rivilla)

Mi Maratón número 39. 



No ha sido una de las mejores que he corrido, la falta de entrenamiento y las lesiones no me han dejado hacer mejor tiempo. En ausencia de esas dos variables he tenido que tirar de la fuerza de voluntad, ya que desde el minuto uno tenía dolor de gemelos. 



Lamentaciones al margen estoy muy contento de saber que cuando falta el entrenamiento la cabeza tira del cuerpo y si uno está convencido puede llegar a la línea de meta.





 Un saludo y un abrazo muy grande

2 comentarios:

Edu dijo...

Es una marca de echarle oficio y voluntad,,, con todos los que llevas.

Un abrazo Tomás

José Narciso Valencia dijo...

Que valor tiene lo que haces y sin darte importancia.

Un saludo amigo.